b e n e f i t /or\ b u r d e n ?

– Amistad y sexo. Por qué no sabes leer las señales –

 

«No conviene fomentar el género humano. Hay quienes piensan que es un órgano de la divinidad para tener conciencia  del universo, pero nadie sabe con certidumbre si hay tal divinidad. Creo que ahora se discuten las ventajas y desventajas de un suicidio gradual o simultáneo de todos los hombres del mundo. Pero volvamos a lo nuestro.»

– Jorge Luis Borges, Utopía de un hombre cansado.


Benefit or burden? Attraction in cross-sex friendship’ («¿Beneficio o carga? La atracción en la amistad entre sexos») es un estudio publicado en Abril de 2012 por la psicóloga April Bleske-Rechek (University of Wisconsin-Eau Claire, USA) y su equipo de trabajo a través de la «International Association for Relationship Research».  Afirman como en una relación de amistad una de las partes siempre acaba desarrollando un sentimiento sexual por la otra persona. Constataron como una de las partes, y en algunos casos ambas, terminaba por desarrollar en algún momento un grado distinto de atracción sexual.

 Para llegar a esta conclusión tomaron a  88 parejas de amigos, que fueron entrevistadas por separado y analizaron su relación de amistad. Se les cuestionó primero por separado y después en presencia de la otra persona sobre el nivel de atracción que sentían por la otra persona. Tenían tres opciones: «ninguna atracción», «atracción moderada» y «atracción extrema». Se tuvieron en cuenta variables como la manera en la que se conocieron, el tiempo que llevaban siendo amigos, la frecuencia y el grado de interacción o las experiencias emocionales compartidas por ambos.

Los resultados que se obtuvieron mostraron que los hombres reportaron mayores niveles de atracción física y sexual con sus amigas, con la sensación, además, de que este sentimiento es correspondido. En cambio, las mujeres manifestaron un nivel mucho menor de atracción.

A su vez concluyeron que las mujeres y los hombres tienen una percepción diferente de los mensajes que reciben del sexo opuesto. Comprobándose como normalmente son los hombres los que tergiversan las señales de las mujeres, malinterpretando lo que para ellas es únicamente un sencillo gesto amistoso.

La segunda parte del estudio tomó a dos grupos de parejas de amigos: uno con relaciones afectivas estables y el otro sin ningún vínculo sentimental. El primer colectivo afirmó sentir algún grado de atracción, de moderado a alto, por su amigo, a la vez que insatisfacción con su pareja actual; mientras que el segundo grupo confirmó sentir atracción hacia su compañero del sexo opuesto; pero, en el caso de las mujeres, aseguraron sentir menor atracción cuando sus pares estaban comprometidos.

Así, el estudio finalmente concluye que la atracción entre los amigos del sexo opuesto es común, y se percibe más a menudo como una carga que como un beneficio. Sí, véase Maslow y la distancia que pone entre el sexo y la necesidad de afiliación…Animal Instinct.

Sapere aude

Información del atículo
Volume: 29 issue: 5, page(s): 569-596
Article first published online: April 25, 2012;Issue published: August 1, 2012
DOI: https://doi.org/10.1177/0265407512443611

– se publicó primero en S y k h e

Licencia de Creative Commonsb e n e f i t /or\ b u r d e n ? by S y k h e is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en http://journals.sagepub.com/doi/abs/10.1177/0265407512443611.

 

 

Rate this post